Recetas de sopas bolivianas

Fideos con chile bolivia ingredientes

La Sopa de Mani o Sopa de Cacahuetes es un plato tradicional boliviano. Fue uno de mis platos favoritos de cuando visité Bolivia allá por el 2011. Mi marido (que nació en Bolivia) y yo hemos intentado cocinar este plato muchas veces a lo largo de los años y creo que finalmente lo hemos conseguido. Esta cremosa y abundante sopa de maní es la mejor sopa para un día frío de invierno.

Algunos de los enlaces que aparecen en mis artículos pueden ser enlaces de afiliados, lo que significa que puedo recibir una comisión si usted compra artículos haciendo clic en estos enlaces. Siempre revelaré cuando un producto en un post ha sido regalado por una empresa, así como cuando un post o producto es patrocinado.

Hay varios desafíos para cocinar esta sopa de maní boliviana. En primer lugar, hay tantas versiones de sopa de maní en Bolivia y dependiendo de a quién le preguntes, la receta de su región es la mejor:). Algunas recetas piden macarrones, otras arroz. Algunas añaden patatas y guisantes, otras pimientos rojos y apio. A continuación compartiré lo que le gusta a mi familia pero también compartiré algunas otras opciones si te apetece probar algunas de estas variaciones.

Receta de Sopa de mani bolivia

Las sopas y guisos bolivianos suelen ser muy sustanciosos y nutritivos. Muchos utilizan ingredientes muy sorprendentes: como el tuétano, los cacahuetes e incluso los plátanos. En el oeste de Bolivia (la región de la montaña y los valles de los Andes) las sopas y los guisos se consumen casi a diario y una comida completa típica consta de dos o tres platos (ensalada, sopa y el plato principal). Además, la comida tradicional boliviana en los Andes suele ser muy picante. Algunos creen que se debe a que el clima es fresco o frío durante la mayor parte del año.

  Videos de recetas de sopas

Chanka de Pollo – Sopa de Pollo Inca Fricasé – Guiso picante de cerdo Sopa de Maní – Sopa de Maní Locro de Gallina – Sopa de Arroz con Pollo Patasca – Guiso de Carne de Res, Oveja o Cerdo Picana – Sopa Boliviana de Navidad Ajiaco – Caldo picante con patatas y maíz

Receta de sopa de cacahuetes

Mi amiga Lindsay es una cocinera profesional y una gran escritora. Me pidió que cocinara una receta boliviana para un artículo en el Portland Phoenix. Lo primero que se me ocurrió fue la Sopa de Maní. En Bolivia, cuando crecía, sólo la comíamos en ocasiones especiales, y ¿qué mejor ocasión que un almuerzo con mi amiga? Por desgracia (o por suerte), era un día caluroso de verano. Pero acabamos disfrutando de todos modos. Hoy, Maine todavía está frío con algo de nieve en el suelo, así que pensé en publicar esta receta para calentarnos con una sopa que sabe muy bien con una Marraqueta (versión boliviana de una Baguette). ¡Que aproveche!

  Receta de sopa de castañas

Llenar la olla de sopa con 2/3 de agua, añadir 1 cucharada de sal y la carne. Llevar a ebullición y cocinar a fuego lento durante una o dos horas (más tiempo para los cortes de carne más duros). Mantén una tapa para evitar que el caldo se evapore demasiado. Mientras la sopa hierve a fuego lento, retira la grasa y la espuma que suba a la parte superior de la sopa con una cuchara grande y plana y ponla en un cuenco pequeño para desecharla fácilmente.

Mientras se cuece el caldo de carne, corta las verduras. Corta las zanahorias a lo largo en tablas de 1/4″ de grosor y luego a lo ancho en tiras de 1/4″. Corta el pimiento verde y rojo y la cebolla en dados. Y corta las judías verdes en diagonal para hacer óvalos largos y finos. Poner las verduras en la olla de la sopa.

Recetas bolivianas

Semana Santa es una de mis épocas favoritas en Bolivia, cocinamos y comemos mucho rodeados de la familia. Esta sopa me gusta desde que tengo uso de razón y me encanta todo lo que tiene. Mi parte favorita de la preparación de este plato es la parte del huevo. Recuerdo ver a mi madre haciendo minúsculas grietas en la parte superior del huevo y vertiéndolo en la sopa. Después nos daba las cáscaras de huevo vacías para que jugáramos con ellas. Esta es una sopa rápida y fácil de hacer y tiene mucho sabor, la parte complicada es la preparación de las patatas pero es muy divertida. Es tan deliciosa, ¡disfrútala!

  Receta de sopa de tortilla salvadoreña

Pela y corta las patatas en ocho trozos.    Aplasta los trozos de patatas en una tabla de cortar con un ablandador de carne hasta que queden pequeños trozos. Deben seguir siendo trozos, pero abiertos. Poner los trozos de patatas en un bol con agua y reservar.

Sacar las patatas del agua y añadirlas a la sopa. Es muy importante reservar el agua donde han estado las patatas. La fécula de las patatas está en el fondo del bol y nos servirá para espesar la sopa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad